Detrás del Proyecto La Grieta puede pasar de todo. Imaginad un montón de horas de rodaje en lugares perdidos desde primera hasta última hora para ofreceros lo mejor de nosotros… Y eso, que puede sonar duro y aburrido, es una de las mejores cosas que tiene este proyecto. No os vamos a mentir.

Estamos poniendo todo nuestro esfuerzo porque La Grieta es algo en lo que creemos, pero sobre todo porque es algo que nos une a las más de veinte personas que estamos en el equipo desde hace ya más de dos años. Porque aunque sólo veamos a Tomás, Nico y Lucía en la webserie, las piezas audiovisuales que ves vía Youtube (el teaser, la Zona Azul, el Conflicto Laboral y La Bifurcación) y la obra de teatro que verás a partir de otoño, detrás de las cámaras y del escenario hay profesionales como la copa de un pino. Y más que eso, personas en las que sabemos que podríamos confiar si una grieta apareciera de repente en el techo.

Quedar a las 8 de la mañana y encontrarte con las sonrisas de los actores, Larisa, Piñaki y Toño, dispuestos a convertirse y ser ya durante todo el día (gracias al trabajo de vestuario de Araceli Morales) Lucía, Nico y Tomás, es de las mejores cosas. Tú no lo ves, pero sin sus bromas constantes sería muchísimo más complicado repetir una y otra vez un ¿Qué hacemos aquí? hasta que esa pregunta tenga la entonación perfecta y todo el sentido del mundo.

Esa perfección está simbolizada en dos personas. Tener a Julio Fraga en la dirección es de los mejores regalos que nos ha dado La Grieta. Han dicho de él que es un auténtico animal escénico, y en esta obra en la que los animales nos sirven de simbología, te aseguramos que sí. Que no imaginamos a nadie mejor que él para dirigir La Grieta (la webserie y la obra de teatro) porque saca lo mejor de los actores, porque lidera este proyecto como nadie, porque saca lo mejor de todos.

Junto a él, Noelia Rosa, ayudante de dirección de Julio, y directora de esas cámaras ocultas que han sacado de quicio a nuestros protagonistas. Noelia ha conseguido algo que aún hemos visto poco en este país. Algo que hacen grandes producciones como Juego de Tronos con muchísimo dinero detrás, reconozcamos que es más fácil. Ella ha logrado que los personajes dejaran de serlo para convertirse en personas de carne y hueso, personas con las que identificarte, y a las que quieres insultar o coger a hombros.

IMG_2781

Los guionistas Gracia y Juan Alberto, siempre pendientes. Han escrito una historia tan “brutal”, como la define Toño, que dan ganas de reaccionar de una vez ante esas grietas con las que nos torean a diario. Por eso, si tienes la oportunidad de verla en el teatro te garantizamos que no te vas a arrepentir.

Y detrás de la cámara, Pablo MaBe. Sin él este proyecto no sería lo que es, te lo aseguramos. Porque además de grabar y editar las mejores tomas lo hemos visto subido a árboles para colgar la lámpara que siempre nos acompaña. Situando las cámaras en los lugares más insospechados. Cuando él nos hace el gesto de OK con las manos, sabemos que todo funciona.

Carlos Gil Company, nuestro productor. Es difícil no verlo en absolutamente todo lo que concierne a La Grieta. Fernando M. Vidal, nuestro diseñador de iluminación. ejerciendo de script; los responsables del sonido Alfonso Hervás y Martín Romero de Extrasonorasin ellos los rodajes serían imposibles.

Están surgiendo muchos momentos. Pero sobre todo, están surgiendo muchas amistades y mucha admiración. A los alumnos de la Escuela de Teatro Remiendo que participan. Los vamos a nombrar porque se lo merecen: Alberto Ysasi, Lidia Carrillo Sol, Rafael Girón, Mercedes Ros, Beau Vandenbraucke, Celia López, Daniela Arias, Chemi y Desi Hitos Camero. ¡Gracias por vuestro trabajo! A José Manuel Arias, ha sido una auténtica sorpresa descubrirle

Y nuestro agradecimiento a personas que nos acompañan en el Proyecto La Grieta, pidamos lo que les pidamos. Al Teatro Alhambra, por dejarnos ese escenario estupendo para la webserie y para la campaña de patrocinio. A García por su música. Y nuestro agradecimiento a Arturo y Ángela, los dueños de un lugar lleno de colores, La Caramelería; a la librería Ubú y Marian Recuerda; y a El Caldero, un lugar en pleno campo que os recomendamos.

Tagged with: , , , , ,